El desplome del petróleo recuerda al crash de 2014: el Brent ya cae un 37% desde máximos anuales

 In Mercado energético

El petróleo de tipo Brent, de referencia en Europa, cae más de un 3% en la sesión hasta los 55,3 dólares por barril. El miedo a una desaceleración económica que lastre la demanda de crudo, junto con las turbulencias en los mercados financieros, están hundiendo la cotización del ‘oro negro’. El barril de West Texas sigue un camino igual de tortuoso que el de su hermano europeo.

Las caídas de los últimos meses asustan. La Agencia de la Energía de EEUU (EIA por sus siglas en inglés) asegura en su resumen semanal que “la actual caída de los precios del petróleo es muy similar a la de 2014”. En el último trimestre de ese año, el crudo se hundió un 40%, y eso que partía desde niveles absolutos mucho más altos. El suelo del crash estuvo en la zona de 30 dólares. En 2018, el desplome inicial está siendo de una magnitud parecida, lo que no quiere decir que el crudo acabe en el mismo suelo que tocó en 2016.

El crash de 2014 tuvo como protagonista a los productores de shale oil  (petróleo de esquisto) en EEUU a través de la técnica del fracking (fracturación hidráulica). La fuerte irrupción de este sector impulsó la oferta global de petróleo que históricamente había estado totalmente controlada por los países de la OPEP. Ahora, no sólo es el shale oil de EEUU, también hay miedo a un estancamiento de la demanda y a un parón de la economía global.

 

Fuente: El Economista (20-12-2018)